Las ventas de arte antiguo y de pinturas del siglo XIX superaron todas las expectativas. Por un un dibujo de Pedro Pablo Rubens se lograron 8,2 millones de dólares. Un retrato del Embajador Indio en tamaño natural (225 cm de altura) de 1788, realizado por Elisabeth Louise Vigèe, multiplicó por seis su anterior mejor precio y se vendió en 7,2 millones. Ambrosius Bosschaert pintó en 1607 unos tulipanes en un cobre y se vendió en 3 millones de dólares.

La nota completa escrita por Ignacio Gutiérrez Zaldívar pueden leerla en El Cronista.

Fotos:

Dibujo de Rubens vendido en 8,2 millones.

Impresionante retrato de embajador indio en tamaño natural.

Fabulosa miniatura sobre cobre.